Defensor Pueblo y PN trabajan sobre desapariciones de personas

imagen
El director de la PN y el Defensor del Pueblo.

SANTO DOMINGO.- El Defensor del Pueblo, Pablo Ulloa, y el director general de la Policía Nacional, Edward Sánchez González, acordaron mantener una comunicación directa para dar respuesta a los casos de personas desaparecidas.

Para tales fines, crearon una mesa de trabajo que permita a ambas instituciones establecer mecanismos de rápida intervención y solución de parte de las autoridades.

“Es un problema de alta preocupación y para eso estamos elaborando una propuesta que permita impulsar la aprobación de una ley que responda a las necesidades actuales de búsqueda, rescate y asistencia en estos casos”, señaló Ulloa.

En lo adelante, el Defensor del Pueblo aportará recursos humanos que permita a las autoridades, a la mayor brevedad, encontrar a una persona desaparecida.

De su lado, el director general de la Policía aseguró que la institución del orden hace todo el esfuerzo posible para ayudar a las familias afectadas por este problema.

“Aquí hay una institución disponible para trabajar con las herramientas necesarias y poder dar solución a este tipo de casos”, dijo Sánchez González.

En el encuentro participaron, además, Harold Modesto, Nilo de la Rosa y Marilyn Jóvine, Secretario, Consultor Jurídico y Coordinadora de Reclutamiento de la Defensoría del Pueblo, respectivamente, y por la Policía Nacional, Ana Jiménez Cruceta, vocero de la institución.

an/am

00votos
Article Rating
Suscribir
Notificar a
guest
1 Comment
Nuevos
ViejosMas votados
Comentarios en linea
Ver todos los comentarios
Adonis
Adonis
2 meses hace

Presidente Luis Abinader cuando serás que el proyecto de ley que cursa en el Congreso Nacional que regularia a los Cuerpos de Bomberos del país va hacer aprobado en el Cóngreso Nacional, instruya al Ministro de Interior y Policia y a los legisladores al respecto para que dicho proyecto de ley sea sacado de la gaveta en la que se encuentra en el Congreso. Los Bomberos también merecen ser regulados mediante una ley orgánica que los ampares.