Experto pide al gobierno de RD que aproveche recursos de la diáspora

imagen
Ramón Tallaj Ureña
NUEVA YORK.- El experto en asuntos internacionales y diplomáticos, Ramón Tallaj Ureña, pidió al gobierno de la República Dominicana  que aproveche los recursos de sus nacionales en el exterior.

“El Gobierno debe entender que toma en cuenta a la diáspora dominicana, esa comunidad aportaría importantes beneficios adicionales a la economía de su país”, afirmó.

Tallaj, quien es  presidente de la Fundación TU, recordó que  en Estado Unidos hay una población de más de dos millones de dominicanos, una parte de ellos  millonarios, además de profesionales de clase media, bodegueros, taxistas, estudiantes, barberos, expertos en sistema informáticos y muchas otras áreas, que se mantiene creciendo con un potencial virgen que los gobiernos no han sabido capitalizar para el desarrollo de la República Dominicana.

“Los gobiernos dominicanos solo se han preocupado porque continúen ingresando los más de 6,000 mil millones de dólares de las alimentos, electrodomésticos, vehículos, ropas y zapatos, construcción y remodelación de viviendas, que aportan la diáspora al Producto Interno bruto (PBI)”, expresó.

Dijo que “en los años  por venir el Gobierno debe hacer un reflejo, un efecto espejo, con la diáspora de Nueva York y los recursos que posee, ya que se cuenta con personas con muchos recursos económicos bien habídos, con  buenas intenciones, dispuestos a ayudar al desarrollo de los sectores, productivos, económicos y sociales”.

“El Gobierno tiene que enfocarse  en la preparación de una  agenda  conjunta que persiga la exploración de iniciativas entre el Estado y los empresarios en Estados Unidos, para que los recursos financieros, capital humano y el manejo de la tecnología beneficien a los sectores educativo, agrícola, tecnológico y mejorar la capacidad exportadora hacia los Estados Unidos”, dsubrayó.

Explicó que “se trata de hacer un esfuerzo público y privado tendente a implementar una política novedosa de comercio que identifique este nuevo mercado y se  instituya cómo aprovecharlos, pero que, penosamente, no han sido prioridad de la estrategia de los diferentes gobiernos”.

“Uno de los rubros más grandes en Nueva York son los alimentos y bebidas, donde  tenemos una importante fuerza, representado en los supermercados, restaurantes y bodegas, con dominicanos de muchos recursos económicos, y todavía no hay una agenda para relacionar estas dos fuerzas”, agregó.

Dijo que “hay que unir esos sectores en para beneficiar a la República Dominicana, pero además, a las familias de empresarios, reconocerles en la sociedad como dominicanos de primer orden, y no tratarlos como extranjeros”.

Comparte: