Todo un circo: penoso y variopinto

imagen
EL AUTOR es periodista. Reside en Santo Domingo.

El país se entretiene con los fuegos artificiales que generan los temas del momento: los prolegómenos de la reforma fiscal, la destitución del Director de la Policía y la ‘reforma’ del ‘cuerpo del orden’, los entretelones de la sentencia Odebrecht, el ‘dolor de cabeza’ de no tener la tarjeta de vacunas para entrar en los centros públicos. Mientras, la nación adolece de serios y cotidianos problemas, que por su permanencia en el tiempo se conviertien en un ‘diario vivir’, que muchos recuerdan solo cuando ‘les toca’.

Dos ejemplos simples: 

•• Conseguir una ‘pinta’ de sangre o de plaquetas para una emergencia se convierte en una odisea para quien la necesita –o la familia del enfermo que sale a buscarla- porque no hay disponible y si la hubiera hay que llevar ‘por obligación’ a dos donantes. Es vergonzoso ver a diario en las redes sociales, en los cintillos de los noticiarios de televisión, en las conversaciones de grupos por WhatsApp, pidiendo sangre para algún enfermo que la requiere para salvar su vida. La Cruz Roja parece más un botín de guerra –a juzgar por el desorden, en donde precisamente hasta corrió la sangre, por el control del organismo- que una entidad de servicios y de cobertura de emergencias, y el ‘banco de sangre’ que se inauguró hace apenas poco más de dos años, es inoperante para los fines de satisfacer la emergencia requerida.  

•• Circular en vehículo por las calles es una especie de ‘ruleta rusa’ si tiene el tiempo calculado para llegar a su destino. Ya no hay horas pico. Los agentes de Digeset en vez de solucionar, arman el desorden. Paralizan el tránsito a su antojo, permiten el paso con el semáforo en rojo y paran en verde y que no decir cuando alguna ‘jipeta’, transportando sabe Dios a quien, viene por una concurrida avenida y un motorizado, de Digeset, detiene a todos para ‘abrirle paso’ a su franqueado. Todo ello pese al decreto 396-21, del 20 de junio del 2021, que establece qué funcionarios –apenas nueve, incluyendo al Presidente- tienen ‘derecho’ a escoltas y franqueadores. 

Entretanto, muchos pierden su tiempo en piquetes para que sea derribada la estatua a Colón y le cambien el nombre al Faro, o los ‘anti-vacunas’ que se manifestaron frente a Palacio; en criticar que el Presidente viaje en aerolínea comercial y en económica; en promover cambiar nombres a instalaciones públicas y avenidas por los de figuras del arte y la política; en lo que dice la Primera Dama en twitter; en sazonar frases como “el PLD no estaba muerto, estaba de parranda” o “el país se divide en buenos y malos… a los malos los vamos a enfrentar en el terreno que escojan”.

 Todo un circo, penoso y variopinto.

 rlgonzalez50@gmail.com

 JPM-am

 

¡Comparte esta noticia!
ALMOMENTO.NET publica los artículos de opinión sin hacerles correcciones de redacción. Se reserva el derecho de rechazar los que estén mal redactados, con errores de sintaxis o faltas ortográficas.
00votos
Article Rating
Suscribir
Notificar a
guest
2 Comments
Nuevos
ViejosMas votados
Comentarios en linea
Ver todos los comentarios
Jesús Garcia
Jesús Garcia
1 mes hace

Ruddy, hermoso y objetivo mensaje

Tareck El Aissami
Tareck El Aissami
1 mes hace

👍👍 two thumbs up!

Última edición 1 mes hace by Tareck El Aissami