Sugieren padres mantener rutinas saludables con los hijos

imagen

SANTO DOMINGO.- El confinamiento domiciliario  con motivo de la pandemia global a causa del COVID-19 puede poner en riesgo la salud física y mental de los niños con diabetes, razón por la que no se debe olvidar que el acceso a una rutina saludable tiene múltiples beneficios para la salud de los más pequeños.

Ante el cambio repentino en el estilo de vida familiar, el Instituto Nacional de Diabetes, Endocrinología y Nutrición (INDEN) recomienda crear y mantener hábitos saludables en el diario vivir de todos los niños, en especial de aquellos que padecen de diabetes.

El doctor Ammar Ibrahim, director general del INDEN, recomienda que “aunque no se ha definido claramente el impacto del COVID-19 en la población infantil, el confinamiento y las limitaciones que éste conlleva crea un nivel de estrés considerable para los padres y mucho más para los niños”.

El doctor Ibrahim y el equipo de pediatras del INDEN resaltan la importancia de anticipar situaciones que conllevan complicaciones en diabetes e inestabilidad emocional, lo que ayudará a disminuir los niveles de ansiedad en los menores, brindándoles seguridad y tranquilidad.

Las recomendaciones del centro hospitalario buscan ofrecerles a los padres apoyo para guiarles a mantener un ambiente de bienestar físico, sin dejar de cultivar una relación afectiva con sus hijos.

JPM

¡Comparte esta noticia!
0 0 vota
Article Rating
Suscribir
Notificar a
0 Comments
Comentarios en linea
Ver todos los comentarios