La perversión está de júbilo

imagen
EL AUTOR es contador publico autorizado. Reside en Nueva York

Uno de los peores regímenes que ha dado la historia humana, el de Nicolás Maduro y sus secuaces, está de Júbilo. 

El dictador y el que le sigue en rango en dicho régimen, Diosdado Cabello, saltan de alegría y se mofan públicamente de ser responsables de lo que está ocurriendo en algunos países de América Latina en las últimas semanas. 

En actos públicos y en programas radiales y televisivos protagonizados y difundidos por la dictadura, se ve y se escucha a Maduro y a Cabello vanagloriándose descaradamente de que se está cumpliendo con lo planeado por el Foro De Sao Paulo en la última reunión sostenida en Venezuela. 

Se sabe que en dicha asamblea se planeó la ejecución de un plan de movilizaciones a las que habría que imprimirles una gran dosis de violencia, con el fin de destruir, incendiar la mayor cantidad de infraestructuras posibles, con el fin expreso de crear una situación de crisis política capaz de hasta derrocar gobiernos legítimamente democráticos, y a la vez, por lo menos, crear una cortina de humo que pueda opacar la profunda crisis en la que ha sumido el comunismo a la otrora Venezuela. 

Ya son muchos los muertos y los destrozos que ha ocasionado el bandidaje destructor ejecutado por los terroristas auto llamados “progresistas”, organizadores de las violentas “protestas”, quienes cumplen órdenes precisas de la Habana y Caracas. 

En Chile por ejemplo, desde el inicio de las manifestaciones el 18 de octubre, cuando las protestas de estudiantes por el alza en las tarifas del tren subterráneo-Metro-, desembocaron en violentas acciones vandálicas, que provocaron la mayor crisis social que vive el país desde el retorno a la democracia en 1990, se reportan unos 7000 actos violentos a lo largo del país con 17834 personas detenidas hasta el jueves 28 de noviembre. Solo por saqueos la policía ha detenido a 4857 personas. 

Esos grupos vandálicos además han quemado estaciones de trenes, trenes, buses y tiendas, saqueando supermercados y destruido oficinas públicas y privadas, incendiando incluso la sede de una universidad. 

Eventos parecidos se escenificaron en las manifestaciones que afectaron a Ecuador y a Colombia, dejando una secuela de muerte y destrucción relativamente menos cuantiosas que en el próspero Chile, pero de todas maneras también han causado gran daño a la estabilidad social y económica de dichas naciones. 

Hay que tomar en serio al llamado Foro De Sao Paulo, porque ese grupo de partidos de izquierda tiene mucha influencia en todos los países de América Latina y del mundo en general y tienen una fuerte y desestabilizadora agenda para llevar a cabo en todo el continente y más allá. Es un peligro latente para la estabilidad política y económica, constituyéndose en un gigantesco desafío al sistema democrático representativo. 

Si la democracia no toma la iniciativa en la defensa de su sistema, estaremos a merced de la agresión constante y decidida que tienen en agenda permanente los regímenes totalitarios de la Habana y sus títeres, el venezolano de Nicolás Maduro, y de Nicaragua, el de Daniel Ortega y todo el conglomerado izquierdista que componen el Foro de Sao Paulo, y que se auto denomina increíblemente, “progresista”, cuando lo menos que promueven es el progreso, en las naciones donde bien mal gobiernan. 

joseflandez@hotmail.com

JPM/of-am

¡Comparte esta noticia!
ALMOMENTO.NET publica los artículos de opinión sin hacerles correcciones de redacción. Se reserva el derecho de rechazar los que estén mal redactados, con errores de sintaxis o faltas ortográficas.


UNETE A LA CONVERSACION

8 Comentarios
Click para o Crear tu cuenta para poder comentar
Publicar Comentario
Escriba un maximo de 400 caracteres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *