Explican qué es la ansiedad y qué podemos hacer para controlarla

imagen

Nerviosismo, taquicardia, mareo, sudoración, debilidad… ¿Te suena? Son síntomas de ansiedad, ese estado que muchos experimentamos en algún momento de nuestra vida.

¿Qué es realmente la ansiedad?

La ansiedad es una respuesta lucha-huida que en realidad, protege al ser humano. “Un mecanismo evolutivamente heredado para que nuestro organismo responda de manera adecuada en situaciones potencialmente problemáticas”, indican los autores en el libro.

La ansiedad nos hace ponernos en guardia en situaciones en las que nos sentimos en peligro o en las que queremos huir, básicamente, es un ejercicio de “supervivencia”.

Cuando la ansiedad aparece en un momento concreto, no es mala, sino que nos está alertando de un posible peligro. El problema aparece cuando después de que este peligro haya desaparecido sigue manifestándose esa respuesta.

¿Qué sucede en nuestro cuerpo?

En el momento en el que sentimos ansiedad, nuestro cerebro envía un mensaje al sistema nervioso autónomo, concretamente al sistema simpático, liberando adrenalina y noradrenalina. Este sistema es capaz de regular por sí solo esta respuesta, no necesita que hagamos nada para dejar de tener ansiedad.

Poco después, se activa el sistema nervioso parasimpático, devolviendo el cuerpo a un estado normal, de relajación.

Los sistemas no se activan al mismo tiempo, por lo que la ansiedad siempre tiene que acabar y sus síntomas no van a resultar dañinos, ya que este sistema es el encargado de protegerlo.

La explicación de por qué sentimos ansiedad no tiene una respuesta concreta, sino que va a depender de factores biológicos, psicológicos y sociales, ya que su origen es multifactorial (aparece a partir de la combinación de una serie de factores de diversa índole).

¡Comparte esta noticia!
0 0 votos
Article Rating
Suscribir
Notificar a
guest
2 Comments
Nuevos
Viejos Mas votados
Comentarios en linea
Ver todos los comentarios
Rafael Morales
Rafael Morales
1 mes hace

Toda esa ansiedad y angustia tiene una sola solución : JESUCRISTO.
Sólo en Dios tiene descanso el sediento , los enfermos emocionales. El tiene el control y no nos deja abandona en nuestras necesidades espirituales, emocionales y económicas porque también somos materia que necesita comer, vestir, etc.

El Doliente de los Pensadores
El Doliente de los Pensadores
Responder a  Rafael Morales
1 mes hace

«Hacia una Moral sin Dogmas «