AZUA: Niña de 7 años muere presionada por puerta eléctrica

imagen

AZUA, República Dominicana – Una niña de 7 años de edad murió luego que supuestamente fuera presionada por una puerta eléctrica la tarde de este martes en el sector Altos de las Flores, de esta ciudad.

El nombre de la infante no fue divulgado de inmediato, pero trascendió que es hija del arquitecto Juan Carlos Paniagua (mejor conocido como Tibio).

Se informó que la niña quedó presionada por la puerta debido a que su censor aparentemente estaba defectuoso.

Fuente: #RedesDelNordeste ( Rafael Suero)

sp-am

0 0 votos
Article Rating
Suscribir
Notificar a
guest
6 Comments
Nuevos
Viejos Mas votados
Comentarios en linea
Ver todos los comentarios
Transparencia
Transparencia
6 meses hace

Da vergüenza k no puedan instalar bien ni una puerta eléctrica .

Junior Alvarez
Junior Alvarez
6 meses hace

No dicen el nombre de la niña ya muerta, pero menos el nombre del establecimiento donde sucedió. Información incompleta y falta de claridad, ya sea intencional o nó.

Marco Santana
Marco Santana
6 meses hace

Esas puertas están causando muchos accidentes mortales. Sucede también que se caen y con el peso matan a muchos niños que les cae encima si están jugando cerca de ellas. Se caen porque muchas solo las sostiene un pivote de acero que poco a poco se va desgastando y se quiebran en un momento. Se debe crear organismo que las inspeccione

Moisés
Moisés
6 meses hace

Otra cosa ,quien tenga este tipo de puerta , debe saber que siempre debe de ser sometido a mantenimiento, aunque esté funcionando de Manara correcta , el mantenimiento periódico es obligatorio.

Moisés
Moisés
6 meses hace

Wuao que pena .aves estos sensores se dañan y los técnicos lo que hacen es anularlo , de manera provocionar . Si este fue el caso ,nunca se puede hacer esto de ninguna manera . Una gran pena .

Doctor k
Doctor k
Responder a  Moisés
6 meses hace

Esto no es cierto, cuando un sensor se, el técnico lo cambia, ya que esto es un negocio, ahora si el cliente decide dejarlo así, es para ahorrarse, un dinero. En ocasiones el cliente pide que lo dejen sin sensor, para evitar que lo detengan al momento de su cierre.