Leonel y Félix Bautista

El presidente del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), Leonel Fernández Reyna, debe pronunciarse sobre la formal querella presentada por el Estado Dominicano contra el Secretario de Organización del Partido de la Liberación Dominicana, o de lo contrario como quien calla otorga, se va entender que esas acusaciones han surgido de esa misma instancia. La formal acusación de más de cuatrocientas páginas, da inicio a una nueva señal institucional que el ex Presidente de la República y presidente del PLD debe respaldar, para reinvindicar el accionar de liberación que exhibe en sus siglas el PLD y no hacerse de la vista gorda y auspiciar complacientemente fuertes ataques contra el que ha tenido el valor de encender la llama del comienzo de la erradicación de la impunidad. La querella está siendo festinada y las miles de conjeturas y comentarios señalan al Presidente del PLD, el cual no debe rehuir esa responsabilidad histórica, si quiere seguir aspirando a guiar los destinos políticos de la República Dominicana. El no puede permitir que se amolden los conceptos y reglamentos para la violación de las leyes contra la corrupción, y permitir que se sigan buscando comodines y bajaderos y permitiendo la anulación de un expediente serio y bien fundamentado. Otro escollo, de la alta dirigencia del PLD, en su proverbial silencio radica en la ceguera de los demás dirigentes, de permitir que el partido se identifique con la impunidad y dejar a la suerte un expediente que pudiera reinvindicar su accionar político. El pueblo dominicano debe tener muy claro, estos conceptos a los efectos de que nuestros funcionarios respeten las normas de contabilidad y no se contradigan en sus declaraciones juradas.

ALMOMENTO.NET publica los artículos de opinión sin hacerles correcciones de redacción. Se reserva el derecho de rechazar los que estén mal redactados, con errores de sintaxis o faltas ortográficas.
0 0 votos
Article Rating
Suscribir
Notificar a
guest
0 Comments
Comentarios en linea
Ver todos los comentarios