La mafia policial y el narcotráfico

imagen
EL AUTOR es periodista. Reside en Santo Domingo.

La policía de RD tiene controlado a muchos ladrones, criminales y vendedores de drogas que roban, matan y trafican para beneficiar a las cúpulas policiales. Por eso no hay un solo general y director de la DNCD que sea pobre. Esta realidad la sabe el pueblo, la sabe el presidente, la sabe el director de la policía, la sabe el procurador y la sabe el Senador de Bani.

Desde los años 90 la policía extorsiona a los puntos de drogas y cuando algún delincuente o narco desea retirarse, o se calienta en la sociedad o no puede pagar el peaje, esta institución lo presiona, lo persigue y hasta lo mata para borrar evidencias y complicidades.

Nuestro país está inundado de drogas, de traficantes, de puntos de drogas, de vendedores ambulantes, de niños y adolescente usado como mula y de consumidores. Y tenemos una policía y una DNCD que persigue y maltrata a los consumidores y protege a los vendedores.

La muerte del coronel por miembros de un punto de droga en Bani por más que traten de arreglar, de limpiar y de acotejar la comisión investigadora como juez y parte, es la consecuencia de una relación comercial mafiosa entre la policía, la DNCD y el narcotráfico.

Cuando el general Brawn Pérez admite que el coronel asesinado cumplía una misión de inspección lo que nos está diciendo es que los puntos de drogas son legales, que es verdad que la mayoría paga peaje y que hay una actitud armónica entre la policía y el narco.

Esos tres policías que estaban en la puerta o patio de un punto de droga no estaban inspeccionando nada ni estaban enfrentando las drogas, pues el punto de buche tiene muchos años operando y pagando dinero. Eso lo sabe la policía y la DNCD, y sobre todo todo alto rango policial. Pero también se sabe que el protocolo de actuación ante un delito que no es flagrancia, es investigar en secreto, buscar una orden judicial, allanar y apresar.

Pero esta cueva de bandidos nos engaña y nos miente siempre. Denuncias van y vienen y la policía no actúa. Ahora saben dónde están todos los puntos de drogas y han hecho operativo de limpieza. Pero cuando todo vuelva a la normalidad y se olvide esta muerte, volverán los puntos y la policía a cobrar.

Hasta se burlan de la justicia. Como es posible que el fiscal de Bani permita que un general diga que es lamentable que buche se haya entregado dejando entrever que ya había orden para matarlo. Es que estando vivo y preso puede denunciar la mafia policial y su muerte borraría las evidencias.

Miente el Senador cuando dice que al coronel fue vendido por sus compañeros. Llegar a coronel, renunciar, vivir en EU y volver a ingresar sin saber las travesuras que hace la policía eso es un cuento de niño. No hay un solo policía en Bani ni tampoco hay un solo ciudadano que no sepa que los puntos de droga pagan peaje y que la policía y la DNCD visitan esos puntos para recibir dinero y repartirselos.

Hasta la fiscalía se ha hecho cómplice con el delito al recibir dinero y al permitir que la policía mate a delincuentes que no pagan, archive las querellas y denuncias de quienes pagan y también al permitir que la DNCD no cumpla la ley y utilice el narcotráfico para beneficiarse.

La fiscalía debe garantizar la vida de estos resentidos sociales y evitar que la PN los maltrate y los torture para que no hablen sobre los demás implicados. Lo que más les conviene a los victimarios de este punto es decir la verdad de quien y quienes recibían el peaje y que paso con los tres policías.

Aunque en este caso no habrá una investigación seria su denuncia además de poner al descubierto todos los departamentos de la policía es una garantía de su vida o sus vidas. La justicia sabe que si cae un coronel, detrás puede caer el general y quién sabe si hasta cae el Director de la Policía.

Nunca una investigación de la policía que se investiga así misma va a  concluir que los policías buscaban peaje, que se armó una discusión y causo esta tragedia. Esta indagatoria como todas será maquillada, y harán un informe donde diga que el coronel cayó en cumplimiento de su deber y culparan a buches o a uno de sus socios de la muerte del coronel pero dejaran la cúpula policial impune.

En torno a los policías que huyeron serán sancionados por cometer faltas graves en sus funciones pero no por complicidad en el crimen. Los banilejos no podemos dejarnos coger de tontos útiles por una policía corrupta, perversa y criminal ni por el narcotráfico que lo pervierte todo.

Si bien debemos limpiar la policía y limpiar los puntos de drogas también debe limpiarse el sistema político de tantos funcionarios corruptos. Si le pasa algo a uno de los delincuentes presos no solo impide que se sepa la verdad sino también el culpable seria el presidente por ser el jefe de la PN.

 

 

¡Comparte esta noticia!
ALMOMENTO.NET publica los artículos de opinión sin hacerles correcciones de redacción. Se reserva el derecho de rechazar los que estén mal redactados, con errores de sintaxis o faltas ortográficas.


UNETE A LA CONVERSACION

0 Comentarios
Click para o Crear tu cuenta para poder comentar
Publicar Comentario


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *