Políticos de EE.UU. aprueban ataque a Siria, pero lo ven insuficiente

imagen

WASHINGTON.- a clase política estadounidense reaccionó al ataque ejecutado el pasado viernes de madrugada contra Siria, y aunque en general los miembros de la administración aprueban la operación, algunos consideran que fue insuficiente puesto que no evita el uso de armas químicas en el futuro.

“El ataque fue proporcional y justificado (…), pero no tenemos una estrategia global y profunda para abordar lidiar con Siria”, señaló este domingo la senadora Susan Collins en una entrevista a la cadena ABC News.

La republicana, que forma parte del Comité de Inteligencia del Senado, reconoció que la situación en Siria es “un asunto difícil”, pero defendió la necesidad de encontrar una solución a largo plazo para impedir que el gobierno de Bashar Al Assad pueda volver a usar armas químicas, tal y como ha hecho “en quince ocasiones”, según dijo.

En similar sentido se expresó la también senadora republicana Joni Ernst en declaraciones al canal NBC al sostener que Estados Unidos debe asegurarse de que Al Assad, al que tildó de “criminal de guerra”, no vuelve a recurrir al uso de armas químicas.

“Me satisface que diéramos este paso, pero ahora tenemos que hablar sobre qué hacer en el futuro”, agregó Ernst en referencia a la ofensiva ejecutada el pasado viernes por Estados Unidos, Francia y Reino Unido contra Siria en respuesta al ataque con armas químicas contra la población rebelde de Duma.

Incluso desde el Pentágono reconocieron ayer que el lanzamiento de 105 misiles a tres centros presuntamente vinculados al programa de armas químicas de Al Asad, “cercena” la posibilidad de nuevos ataques ilegales por parte del “régimen” pero no garantiza que se puedan volver a producir.

En ataque a Duma, que tuvo lugar el pasado 7 de abril, decenas de personas fallecieron con síntomas de haber sido expuestos a “agentes tóxicos”, según ha señalado la Organización Mundial de la Salud.

A pesar de que los inspectores de la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) aún no han podido realizar una investigación sobre el terreno, fuentes de la Administración estadounidense dijeron ayer estar seguros de que fue Al Assad quien ordenó el ataque con gas cloro y gas sarín.

En general, la mayoría de representantes del Gobierno consultados en la habitual ronda de entrevista de los domingos, coincidieron en la necesidad de actuar contra Al Assad y se congratularon porque la respuesta de la Casa Blanca no haya sido unilateral, sino coordinada con dos aliados tan importantes como lo son París y Londres.

Comparte:
  • J. A. RAMIREZ M

    Una vez más demuestran estos dirigentes estadounidenses, los trogloditas, los mentirosos, los violadores del derecho internacional a tomar decisiones, sin tener pruebas de que el presidente de Siria, uso gas o agentes tóxicos contra los enemigos del pueblo de Siria. Estos funcionarios, diplomáticos, legisladores estadounidenses, no se dan cuentas que hoy en día han demostrado incapacidad con sus acusaciones contra el presidente de Siria de Bashar Al-Assad. No hay un Organismo Internacional que haya demostrado, en Siria que el gobierno, uso los famosos químicos o tóxicos en territorio sirio. Es actitud del gobierno estadounidense de enviar barcos de guerras a cercanos al territorio de Siria para desde ahí lanzar andanas de misiles con fines de destruir centros de investigaciones químicos, no es más que otras de las grandes mentiras que se esconden para tratar de arrasar con el gobierno de Bashar Al-Assad. Régimen que no responde a los intereses de los imperialistas occidentales, encabezado por los EE. UU. No es casual que la mayoría de los dirigentes estadunidenses, se convierten en las mismas voces guerreristas para atacar regímenes que no están bajo los sojuzgamientos de la política imperial, especialmente con sello de Made in USA. Es lamentable que a estas alturas, cuando el mundo o las naciones deberían de demostrar comportamientos civilizados, se tenga que recurrir a los actos criminales y terroristas para engañar a una gran parte de la humanidad, usando lenguajes prepotentes, altaneros y soberbios como lo observamos en los dirigentes americanos, franceses e ingleses que en arar de una supuesta acusación al régimen de Siria, estos dirigentes, se toman el derecho de invadir y lanzar miles de misiles a una nación pequeña y destruidas por la invasión de terroristas, precisamente inducidas por esas naciones provocadoras; sin tomar en cuentas las vidas de muchos ciudadanos sirios. No hay derecho alguno e inclusive, se puede decir que es una violación de lesa humanidad que estos dirigentes mundiales, toman decisiones de destruir de una nación pequeña como lo es Siria que no está en guerras con esas potencias militares que son convertidas en abusadoras y negadoras del derecho a una nación a transitar libre, soberana y democrática, sin tener que pedir permisos a esos imperialistas que hoy en día no respetan a ningunos de los organismos que tienen que velar por el derecho a no la confrontación entre naciones. Se podría decir que ya no existe el Organismo de las Naciones Unidas, Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) y el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), estos dos últimos dos organismos de prestigios internacionales, en donde albergan científicos que en ciertos sentidos, no son capaces de rendir informes maniatados y sin rigores científicos que no expliquen, la verdadera realidad de lo que ha estado sucediendo en el territorio de Siria. No a las propagandas y mentiras que ya no tienen acostumbrados contra el régimen de Siria, las tres potencias militares de acusar a Siria de usar gas o tóxicos en su territorio contra los opositores del régimen sirio. En verdad, si analizamos objetivamente los problemas de Siria, en Siria, lo que hay son grupos terroristas diversos, entrenados y pagados, precisamente por las naciones que hoy quieren derribar al gobierno de Siria, con fines de adueñarse de los vastos recursos naturales que hay en territorio de Siria y que hoy en día, no están en manos de todas esas empresas transnacionales de EE.UU., Francia e Inglaterra. Esas empresas transnacionales, no juegan ningún papel en la administración del régimen de Siria y por ahí, es donde vienen todas esas voces, especialmente estadounidenses de apoyar los recientes ataques de misiles, dirigidos y orquestados por los EE.UU. Recordemos que una gran parte de los miembros del establishment de los Estados Unidos de Norteamérica, Francia y del Reino Unido, son empresarios y lo único que esos empresarios políticos defienden a nivel del planeta, son sus intereses económicos, no a ningún pueblo, en el este caso al pueblo de Siria, esa es la realidad, el por qué todas esas voces de las cúspides estadounidenses, se solidarizan con los ataques de misiles al territorio de Siria, en una palabra, va directamente al régimen de Siria que preside, Bashar Al-Assad, opositor grandilocuente de la política exterior estadounidense.