OPINION: Toma de Conciencia Sobre el Abuso a las Personas Mayores

imagen
La autora es médico geriatra. Reside en Santo Domingo

El abuso a las personas mayores permanece siendo un tabú en muchas sociedades.  Con frecuencia ese delito, ocurre soterradamente y en muchos casos pasa desapercibido. Pero sabemos, que ocurre de muchas formas.  No hay comunidad, ni país en el mundo que sea inmune.

Debemos condenar el abuso dondequiera y comoquiera que pase y estamos particularmente preocupados por el hecho de que en la mayoría de los casos, las personas mayores están en riesgo de ser abusados por sus propios familiares.

Existen diferentes formas de abuso. Algunos sufren discriminación en el ámbito público, aislamiento, negligencia o explotación financiera, mientras otros se enfrentan al abuso psicológico, que es el más frecuente y al abuso físico o sexual.

La mayoría de los casos pasan sin ser detectados, a pesar de haber indicadores claros por ejemplo, moratones sin explicación, falta de atención médica, malnutrición, deshidratación, cambios súbitos de consciencia, o cambios inexplicables en las finanzas.

No podemos asumir que la víctima va a reportar lo que les está pasando, muchas veces por miedo y otras para proteger a los miembros de la familia de un sometimiento judicial.  En algunos casos las víctimas pueden estar totalmente conscientes de que lo que a ellos les pasa, constituye un abuso, pero no tienen la forma de reportarlo quizás, porque no tienen acceso a un teléfono o por carecer de una persona de confianza a quien contarlo.  Otras veces pueden tener discapacidad física o mental.

Esto destaca el peso de nuestra responsabilidad colectiva de actuar y de hablar a favor de las personas mayores especialmente si ellos no están en condiciones de hacerlo.  Debemos hacer abogacía por los mayores si queremos que esto se detenga.

Debemos estar conscientes de que el prejuicio colectivo contra las personas mayores y la consciencia pública influyen en la forma en que el abuso y la violencia son percibidos, reconocidos y reportados.  Es necesario que continuemos levantando el conocimiento del problema para que podamos prevenir los casos de abuso y asegurarnos de que los que ocurran sean reportados.

No debemos cerrar los ojos a la suerte de las personas mayores, aun cuando es difícil  aceptar que la familia no es siempre un paraíso.  El pasado15 de Junio fue el “Día Mundial de Toma de Conciencia Sobre el Abuso a las Personas Mayores” y partiendo de esta simbólica fecha, seguimos exhortando  a todo aquel que sospeche cualquier forma de abuso a una persona mayor, reportar su preocupación sobre el hecho.

Desafortunadamente, a pesar de tener en nuestro país estadísticas alarmantes sobre abuso y maltrato considerando el último estudio hecho a ese respecto, donde se encontró que el 91% de las personas mayores entrevistadas reportó haber sido de algún modo abusada, este año una vez más  nos atrapó sin mecanismos de prevención, ni estrategias de intervención y mucho menos tenemos la existencia de un plan para tratar a los abusados. 

rosy.pereyra@gmail.com

Comparte: