El pensamiento político de estos tiempos

imagen
EL AUTOR es periodista. Reside en Salcedo.

El accionar de los diferentes sectores que operan desde las diferentes mecánicas de las teorización que nos rigen como país pensante en términos político, de verdad que hay que profundizarlo, y de aquellos que se consideren los mejores, hacer una apología de cara a la sincerización de un mejor pensamiento político para beneficio de la nación.

El pensamiento político dominicano, sustentado en grandes teorizadores con profundas raíces, algunas de ellas con muy buenas perspectivas de desarrollo en términos teóricos de cara al desarrollo integral de la nación, son de las cosas que a la larga nos deben de dar las herramientas necesarias para que nos enrumbemos por el sendero que necesariamente debemos transitar si queremos fomentar un genuino pensamiento político acorde con los tiempos modernos.

Los trabajadores del tema político deben de beber de esas aguas de aquellos titanes del tema que durante aquellos años lo dieron todo a cambio prácticamente de un ideal que amparado en poner en marcha doctrinas renovadoras, fueron capaces de provocar en algunos casos ciertos cambios que han sido punto de referencia para entender tanto aquellos como estos tiempos.

Pensadores de la talla de Eugenio María de Hostos, Juan Bosch, Minerva Mirabal, Manolo, entre otros,  fin, de esos grandes titanes que en su momento hicieron desfilar sus ideas por pequeña o grandes multitudes de su entorno, son hoy por hoy referentes para la construcción de un mejor esquema de desarrollo integral de nuestra clase política no solo de quienes buscan el poder, sino desde la misma llamada oposición.

Quienes estudiamos la política como ciencia debemos convertirnos en rabiosos garantes para que quienes hacen de la política su modu- operandi, comprendan que esta no puede continuar siendo esa mafia que algunos han preferido escudriñar, sino, un eslabón perdido en cuanto a ética y formación se refiere.

Para desarrollar un genuino pensamiento político atendiendo a lo que es el rigor científico de la palabra misma, vía el desarrollo de las ideas para ponerla al servicio del estado, quienes ejercen la política como ente para llegar al poder, deben de, como expresáramos en líneas anteriores, volver a beber de las aguas del conocimiento y de la filosofía de quienes en aquellos tiempos pensaron y teorizaron sobre diversos modelos de desarrollo que en su momento hicieron sus aportes.

De manera pues, que no puede haber en estos tiempos un pensamiento político de cara al desarrollo integral al que aspiran los sectores más sensatos de la nación, si esos llamaron sectores pensantes, no se ponen las pilas y escudriñan esas ideas y junto a las más actuales  construir aquellas que necesitamos para desarrollarnos de manera exhaustiva y de paso, dar el salto cualitativo que necesitamos para nuestro sustento como un estado moderno.

of-am

Comparte:
ALMOMENTO.NET publica los artículos de opinión sin hacerles correcciones de redacción. Se reserva el derecho de rechazar los que estén mal redactados, con errores de sintaxis o faltas ortográficas.